#LosPaseohPorPerú 7 días en Cusco (y 7 cosas que me hicieron super feliz)

Cusco es bacán.

Cusco es comida, cultura y amor.

Cusco es felicidad.

Cusco es más barato que Chile.

Cusco se disfruta solo, con la familia o con el pinche.

Cusco lo tiene everything, y aquí hay 7 cosas que disfruté mucho haciendo 👇

  1. SENTARSE A LO FAMILIA MIRANDA EN LA PLAZA DE ARMAS

Una hora, dos horas, la tarde entera. No hay nada más entretenido (pa mí al menos que soy media sapa) que ver a la gente que se reúne en la plaza de Cusco. Cusqueños nacidos y criados, adolescentes en su primera cita, turistas gringos rosados, viajeros solitarios, trabajadores cansados, vendedores de llaveros de llamas y uno ahí al medio sapeando. La media suerte.

8.jpg

Entre un lomo saltado y un museo prehispánico, resérvese una horita en una de las banquitas o mejor, en las escaleras de la fuente principal y sólo mire. Es gratueli 🙌.

cusco__0020_Layer 1cusco__0004_Layer 17cusco__0005_Layer 16cusco__0003_Layer 18

  1. IR AL MERCADO DE SAN PEDRO CON LA GUATITA VACÍA

Los mercados locales siempre son el corazound de la ciudad y en Cusco, el Mercado de San Pedro no es la excepción po. A no más de 10 minutos a patita del centro, es un lugar que PURO hay que conocer *Eso sí, les recomiendo hacerlo con la guatita vacía, porque yo fui después de zamparme un desayuno tricontinental y casi me fui de guajardo en el pasillo de las ‘’menudencias’’.

b5045452396327.590f9c245778b

5a07b452396327.590f9c2457b28

No es que sea de guatita delicá, pero ver a las 10 de la mañana una cabeza de llama mirándote con cara de ¿qué culpa tuve yo? es fuerte. Hay que ir preparado psicológicamente y partir primero por las verduras y frutas, después pasear por el pasillo de las carnes y por último ir al de las ‘’menudencias’’ que es el más brígido de todos (pero el más bacán).

Es fome ver tanta cosa linda y rica y saber que no podí llevarte nada, pero igual aproveché de comprar quínoa de todos los colores y un par de aliños que menos mal que el SAG me dejó pasar (gracias cabros✌).

FullSizeRender (2)

DATO: Si van con hambre, a la salida aprovechen de tomarse un jugo natural de maracuyá y un pancito en la parte de las cocinerías. Rico, bonito y barato 👊.

b5180352396327.590f9c2457f08

  1. IR A VER (LO QUE DEJARON LOS ESPAÑOLES) AL MUSEO INKA

12

Con todo el respeto y amor que siento por el Cusco, siento que la ciudad tiene en deuda tener un Museo Inka digno de su Imperio. Entre lo que se llevaron los españoles en la ‘’conquista’’, más lo que nunca devolvieron los ‘’investigadores extranjeros’’, sumado a lo que se seguramente se ha robado el gobierno, es bien poco lo que queda para ver. Eso, sumado a la calidad de las ‘’representaciones’’ y a la falta de tecnología para poder contar un poco más de la cultura, me quedé con gusto a poco y con una sensación media charcha. Si no fuera por los 4 documentales que me ví antes de ir, no hubiera entendido muchas cosas y siento que una cultura tan rica como la Inca se merece un museo a toda raja en su ciudad principal.  

13

A pesar de que no me arrepiento de haber ido ya que sí habían cosas bien interesantes (como las momias por ejemplo), espero de corazón que le metan lucas y mucho amor para que el Museo esté a la altura de lo que la ciudad y su cultura merecen (y también espero que los países ‘’desarrollados’’ devuelvan TODO lo que se robaron del Imperio para poder tener algo que mostrar en este museo más que sea 😡).

14 copy

  1. CAMBIAR EL AGUA POR PISCO SOUR #ASÍTALCUAL

Yo no tomo 😇 (en serio, aunque no lo crean) pero puta que me gusta el Pisco Sour peruano 🙌. Es innegable, por más chilena de corazound que sea, que le pega mil patas en la raja al pisco sour chileno (y  vaya que le han sabido sacar provecho en Cusco).

1 copy copy

En Cusco anduvimos bien tranquilein porque entre la puna y las levantas AM moríamos temprano, pero a pesar de eso, hicimos un mini tour de Pisco (que duró bien poco porque me curé con el segundo, obvio) donde fuimos al Museo del Pisco y a la República del Pisco. De mi experiencia personal y mi paladar alcohólico muy poco sofisticado, sentí que en el Museo del Pisco preparaban tragos más ricos pero que el ambiente era más adulto viejo fomeque y que en cambio, en la República del Pisco había mucha más onda (banda en vivo y todo el show) pero los tragos no eran tan ricos. Moraleja: Partan en el museo del Pisco y cuando ya estén bien huasqueados se van a la República del Pisco y así la hacen de lujo po 😎.

cusco__0000_Layer 21

  1. HACER UN ‘’FREE WALKING TOUR’’ POR EL CENTRO DE CUSCO

Todos los días cuando caminábamos cerca de la plaza veíamos a grupos de personas haciendo tours a pata y me antojé de hacer uno, es que siempre hay algo más que uno puede aprender po☝️.

FullSizeRender (1)FullSizeRender (6)Para que cachen, hay varios cabros que hacen este tipo de tours. Hay dos horarios, uno tipo 10:30/11 AM y otro tipo 1:30 PM (quizás hay más pero no cachamos). Toda la gente que quiera hacerlo se junta en la plaza y cuando el guía dice, se parte. El día que nosotros lo hicimos había poquita gente porque estaba medio care lluvia, pero fue mejor porque fuimos con una mamá/hija de Lima que también aportaron con sus cositas. Bien personalizao 👌.

El tour duró como 1 hora y media, y Miguel, nuestro guía, no explicó un poco más sobre la piedra de los 12 ángulos y la diferencia entre las construcciones hechas por las culturas pre incas, las incas y las españolas (las más pencas se podrán imaginar). También nos contó cosas curiosas sobre lugares íconos de Cusco, sobre la llegada de los españoles y sobre la cultura Inca en general. Casi al final del tour nos llevó al Museo del Cacao (bien turístico pero bacán igual) y para dejarnos contentos nos invitó un pisco sour de cortesía en un restaurant turístico cerca de la plaza, para terminar bien cufifas ✌️.

El tour es bien general pero aprendí muchas cosas que no sabía y lo pasé bien. Lo super recomiendo👍. *Al final del tour no olviden darle una propina al cabro po, no sean cagaos.

  1. COMER COMO SI NO EXISTIERA UN MAÑANA.

La comida es cultura, la comida es amor, la comida es felicidad y la comida es historia. Desde las tradiciones incas, pasando por las españolas, chinas, africanas, japonesas e italianas es increíble como todas estas influencias gastronómicas han hecho de la comida peruana la más premiada y aclamada de los últimos años (y eso que hace 10 años atrás nadie la conocía).

Como amo la comida, le pedí obligé a mi pololo que me acompaña a unas clases de cocina en Marcelo Batata, un lugar que encontré en internet con muy buenas recomendaciones (y vaya que no se equivocaron).

En un poco más de dos horas, aprendimos un montón sobre los orígenes de la comida peruana, la influencia que recibió su cocina de todos los inmigrantes que llegaron al Perú, la apertura que vivió luego de que se acabó el terrorismo, la cantidad de productos autóctonos que existen en su territorio y un montón de cosas más que me encantaría contárselas pero prefiero que las aprendan ustedes solitos cuando vayan.

Aparte de todo lo que aprendimos sobre la historia gastronómica del Perú, nos hizo una degustación de frutas tropicales, nos enseñó a hacer ceviche y a preparar lomo saltado de alpaca que al final nos zampamos felices ❤️.

Webp.net-gifmaker

Además de nuestras clases de cocina, nos propusimos ir todos los días a un restaurante diferente y vaya que lo cumplimos. Fusión peruana italiana, peruana francesa, peruana gringa, peruana peruana, peruana china, peruana japonesa, tradicional peruana, todo lo que se pueden imaginar lo comimos (menos cuyes porque me dan asquito). Como este recorrido gastronómico fue tan importante, voy a hacer un post especial sobre todos los restaurantes que fuimos, así que junten ganas y junten hambre que se viene bueno ctm. Aquí un adelanto 👇

  1. IR EN TRENCITO A MACHU PICCHU

Cusco es la raja en sí mismo, pero si le sumamos el viajecito en tren a Machu Picchu, mucho mejor po.  

1 copy

Nosotros lo hicimos y vaya que lo disfrutamos. Yo ya hice un post con todo este viaje, así que para qué lo voy a repetir, mejor péguenle una mirá aquí: #LosPaseohPorPerú El día que me juré Dora La Exploradora en Machu Picchu

DATO MAMÁ FRAN:

Yo me apuné su buen poco (sobretodo al principio) y la sensación es bien como las weas. Te duele mucho la cabeza, estai cansá, te cuesta respirar y se te acelera el ❤️. Es como una mezcla entre tener caña y estar enamorá #charcha

Por eso les recomiendo lo siguiente para que no sufran tanto:

  • Tómense todo con calma, así bien zen. Caminando despacito y sin hacer movimientos bruscos #NoHayPaQué
  • No se vayan a acostar con la guata tan llena y no chupen tanto #Fome
  • Tomen todo el té de coca del mundo y mucha aguita
  • Pa irse a la segura, vaya a la farmacia del pueblo y auto medíquese con unas SorojchiPills (una cada 8 horas). A mi me ayudaron caleta.

En resumen: Cusco es la felicidad. Vayan y sean felices hermanos míos 🙌

*Agradecimientos especiales al fotógrafo estrella @HernanRamosB ❤️⚡️👊

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s